PNA
106
106
Archivo Histórico
guia
portada_minseg
portada_pdp_2014
retirados
atencion
trata
cig
imo

Motovelero Oceanográfico "Dr. Bernardo Houssay"

DATOS OCEANOGRÁFICOS A NIVEL MUNDIAL, SOBRE TODO EL ATLÁNTICO SUR

BOLETINES INFORMATIVOS

“Dr. BERNARDO HOUSSAY”
HISTORIAL EN IMAGENES
   

CARACTERISTICAS Y DATOS PRINCIPALES

PERFIL VISTA ESTRIBOR
Proyecto Roberto Rovere
Eslora total 43,51 METROS
Eslora en flotación 32,00 METROS
Manga máxima 8,56 METROS
Calado 3,62 METROS
Pronóstico  velocidad  vela 10 NUDOS 
Pronóstico  velocidad motor 8 NUDOS  
Desplazamiento 334 TONELADAS
Aparejo QUECHE
Material del casco ACERO NAVAL GRADO “A”
Tripulación 53 (20 OPERACIÓN + 33 ALUMNOS)
Alto mástiles 49,95 METROS
Año de botadura   1930
Diseño   OWEN & MINOT  
Astillero constructor   BURMEISTER & WAIN  (DINAMARCA)
Astillero en Argentina   TANDANOR 2005 – 2010  
Otros nombres y bandera   “ATLANTIS” (USA)  – “EL AUSTRAL” (ARG)
Motor propulsor y caja   1 MTU 12V 2000 M70 1075 HP/ZF  
Motores generadores   2 CATERPILLAR C9 188 KVA  
Hélice de cinco palas   NODULFER BERISSO SRL
Lastre   PLOMO EN LINGOTES - 77 TON.  
Mástiles y botavaras   FORMULA BV – ALUMINIO
Superficie vélica   760,50 METROS CUADRADOS
Velas   NORTH SAILS  
Enrollador   BAMAR
Tensores hidráulicos   HOLMATRO
Jarcia fija   NITRONIC - FORMULA BV  
Maniobra hidráulica   HYDROAMERICA S.A.  
Pintura interior y exterior   HEMPELS
Molinetes y cabirones   HYDROAMERICA S.A.  
Potabilización de agua   GAT AM -300. GAT S.R.L.  
Radares   RAYTHEON MULTIFUNCTION SYSTEM NSC 25 kW
Inmarsat   SAILOR 500 FLEETBROADBAND
Cocinas y frigoríficas   INGENIERIA GASTRONÓMICA S.A.
Tratamiento de aguas sucias   EVAC – ZODIAC
Institución certificadora   PREFECTURA NAVAL ARGENTINA
Normas de construcción   AMERICAN BUREAU OF SHIPPING
Estación meteorológica   TECMES S.R.L.
Malacate Oceanográfico   INTEROCEAN SYSTEMS  
Carrousel para roseta   SEA BIRD ELECTRONICS  
Draga   HYDROBIOS  
Flujómetros   HYDROBIOS  
Lupa estéreo con cámara   LEICA

 

BREVE HISTORIA Y FUTURA LABOR CIENTIFICA

Hacia fines de 1929 los Estados Unidos de América atravesaban por una crisis económica que se extendería a lo largo de la década del '30. Se caracterizó por abruptos descensos en la producción e inversión industrial, quiebras de empresas y de entidades bancarias, derrumbe del sistema financiero, altos índices de desempleo, restricciones en el consumo y hundimiento de la producción agrícola.

En la Argentina renunciaba a la Presidencia de la República Hipólito Yrigoyen, se inauguraba el Teatro del Pueblo, y dos tragedias enlutaban al país: el hundimiento del buque alemán "Monte Cervantes" frente a Ushuaia, y un tranvía repleto de obreros caía al Riachuelo, con numerosas víctimas fatales.

El cantante y compositor Carlos Gardel triunfaba en Europa, y quedaba librado al uso del público el tramo final de una línea del tren subterráneo porteño. Del otro lado del Plata el fútbol disputaba el primer Campeonato Mundial. Como en los Juegos Olímpicos de 1928, en Ámsterdam, las selecciones de Uruguay y de la Argentina llegaban a la final.

A nivel mundial los inicios de la década del 33 del último siglo, fueron una época de importantes avances científicos en la exploración del mundo exterior con el descubrimiento del planeta Plutón (1930), de las ondas de radio provenientes del universo, del mundo subatómico con el desarrollo del primer microscopio electrónico (1931) y el descubrimiento de las partículas subatómicas; positrón y neutrón (1932).

Paralelamente, se desarrollaron nuevas técnicas de edificación que resultaron en la construcción de colosos rascacielos como el Chrysler Building de 319 metros de altura y 77 pisos (1930) y el Empire State Building de 381 metros de altura y 102 pisos (1931). Por estas latitudes (1934) se iniciaba la construcción del Edificio Kavanagh, el primero de la Argentina con aire acondicionado y en su momento el más alto de Sudamérica en hormigón armado.

A esta época de avances en el conocimiento, la exploración de los océanos no era ajena, hecho que motiva a la Rockefeller Foundation que aporta tres millones de dólares a la National Academy of Sciences para la construcción de un centro de investigación en la costa Este de los EEUU.

Fue un gran avance en los inicios de la investigación del mar, de este modo nace la Woods Hole Oceanographic Institution (WHOI), la que es considerada desde entonces como la mayor organización independiente dedicada a la investigación oceanográfica y a la formación de especialistas de postgrado. Parte de esa donación - algo menos del 10 por ciento - fue destinada al diseño y construcción de un motovelero que sería la primera embarcación construida para la investigación oceanográfica.

Botado y bautizado "Atlantis" en 1931 y conocido familiarmente en los Estados Unidos como "A-boat", el queche sirvió a la WHOI durante más de 30 años, realizando cerca de 300 campañas oceanográficas por los mares del planeta.

Desactivado de la función de investigación, en la década del `60 es vendido a la República Argentina por una suma simbólica y el compromiso de ser utilizado para realizar investigaciones oceanográficas.

Luego de 40 años de prestar servicios al CONICET en la investigación oceanográfica en la Argentina con el nombre de "El Austral", en 2001 su dominio nos es transferido a la Prefectura, bautizándolo "Dr. Bernardo Houssay".

La Prefectura Naval es la autoridad de aplicación en Argentina en la prevención y lucha contra la contaminación de las aguas producidas a partir de la actividad que desarrollan los buques y artefactos navales, ello genera la necesidad de contar con una plataforma de investigación oceanográfica con tecnología de avanzada.

Por ello fue necesaria su reconstrucción y rediseño debido al gran desgaste sufrido por el paso inexorable del tiempo y a la obsolescencia de la tecnología que poseía para la navegación e investigación científica.


Durante estos años se adquirieron e instalaron en su lugar definitivo el motor propulsor, los generadores, velas, mástiles, parte de los sanitarios, cabos, hélice, bote auxiliar, equipos de supervivencia, sistemas de potabilización de agua para consumo, planta para el tratamiento de efluentes y se programó la finalización de la reconstrucción del casco, para continuar durante todo el 2010 y buena parte del 2011 con el alistamiento final de la nave, que comprende la instalación de la protección pasiva, el sistema de acondicionamiento de aire, el tendido de tuberías, la construcción de tableros eléctricos y la instalación de molinetes y cabirones.


Enorme es el esfuerzo que afronta la Prefectura Naval Argentina con el compromiso de devolver al servicio de la ciencia de la humanidad una histórica nave

El "Dr. Bernardo Houssay" podrá acomodar hasta 30 científicos con facilidades para realizar tareas de investigación pues se han diseñado un laboratorio húmedo con cámara frigorífica propia y un laboratorio seco que otorgarán las comodidades mínimas para la tarea que se encare en el futuro.

Para este propósito se han tenido en cuenta las demandas de conocimientos científicos y tecnológicos y las recomendaciones efectuadas por prestigiosos investigadores argentinos y extranjeros en las distintas disciplinas científicas relacionadas con el estudio de los océanos.

El motovelero será equipado con un sistema de flujo continuo de agua que irá desde una toma de agua en la quilla hasta el laboratorio húmedo, el cual permitirá acoplar sensores de temperatura, conductividad, fluorescencia y oxígeno disuelto, entre otros, para tener un registro continuo de información georeferenciada las 24 hs. del día.

Esta información es importante para el estudio de los cambios producidos en la circulación de las corrientes oceánicas en el Atlántico Sudoccidental y otros mares del planeta debido a los fenómenos de calentamiento global, que a todos nos preocupa.

Además contará con una roseta oceanográfica con capacidad para varias botellas que permitirá tomar muestras de agua a distintas profundidades para análisis físicos, químicos y biológicos. La roseta tendrá espacio para un sensor de conductividad, temperatura y profundidad al cual se le acoplarán sensores de oxigeno disuelto, clorofila, hidrocarburos, fluorescencia y turbidez lo que permitirá tener información en tiempo real de las variables ambientales en la columna de agua para poder determinar las profundidades a las cuales se tomarán las muestras de agua para su posterior análisis

Personal propio especializado en las ramas asociadas a la biología marina y análisis químicos dispondrá de un laboratorio con un autoanalizador continuo para cuantificar nutrientes y contaminantes disueltos en agua.


Por otra parte se le incorporará un guinche de uso oceanográfico que será empleado para desplegar la roseta a las profundidades del mar, la que tendrá unos 2000 metros de cable conductor eléctrico bidireccional. Ello nos permitirá estudiar la columna de agua sobre la plataforma en que se navegue y el talud continental adyacente.

En cuanto al estudio del fondo oceánico, se adquirieron pequeñas dragas para el estudio del bentos, un excelente indicador de contaminación, y los sedimentos y se planea disponer de una moderna ecosonda para poder perfilar el fondo oceánico y estudiar la biomasa en la columna de agua juntamente con otros elementos electrónicos que colaboran en la determinación y obtención de datos.

Para poder perfilar la velocidad y dirección de flujo de las corrientes, importantes en el caso de un evento de contaminación, se incorporará un correntómetro doppler. Finalmente se instalarán redes para el muestreo de organismos del micro plancton y macroscópicos con lo que se efectuarán arrastres horizontales estratificados en profundidades determinadas de acuerdo a la información provista por la ecosonda de la columna de agua

Por otra parte como dato de relevancia hubo que acotar el calado original del motovelero, reduciéndolo en 120 cm., lo que permitirá navegar por el Río de la Plata sin mayores dificultades y un mayor acercamiento a aguas oceánicas costeras para realizar tareas de control de contaminación y efectuar actividades de interés científico.

Este emprendimiento, encarna buena parte del desafío de mantener la excelencia institucional asumida por las generaciones de Prefecturianos que nos precedieron y los que sin dudas continuarán en los tiempos futuros.

Haber encarado e impulsado tan complejo proyecto constituye en si mismo una de las aristas visibles de los frutos obtenidos con el afianzamiento de la libertad Institucional y ello nos compromete doblemente para coronar nuestro espíritu emprendedor y hacer posible que nuestra Prefectura, una vez más se supere y trascienda aun en tiempos difíciles y también satisfaga las expectativas que tiene la sociedad, la que exige de la actividad de nuestros hombres como servidores públicos

PROFESIONALES PARTICIPANTES
Arq. Naval Marcos Antognini
DISEÑO
Ing. Electricista Héctor M. Blanco
PROY.ELECTRICIDAD
Sr. Ariel Castro
DISEÑO y 3D
Ing. Naval y Mec. Horacio Chakass
DISEÑO y 3D
Sr. Nicolás Chernobilsky
DISEÑO
Arq. Naval Andrés Espina
DISEÑO y 3D
Arq. Naval Silvina Fayad
DISEÑO
Ing. Naval Víctor M. Joffe
PROY. TRATAMIENTO DE AGUAS
Sr. Martín Lena
DISEÑO y 3D
Ing. Naval Julio R. Martínez
PROY. PROTECCIÓN PASIVA
Ing. Naval Jorge O. Obino
PROY. MAQUINAS Y SISTEMAS
Ing. Naval Daniel Radosta
PROY. CLIMATIZACIÓN
Sra. Paola Rovere
DISEÑO INTERIOR
Técnico Constructor Naval y Mecánico Roberto Rovere
PROYECTO GENERAL
Arq. Naval Hugo Saucedo
DISEÑO
Arq. Naval Lucas Suar
DISEÑO
Sr. Leonardo D. Velázquez
DISEÑO y 3D

MOTOVELERO OCEANOGRFICO "DR. BERNARDO HOUSSAY"

El 18 de enero de 1967 el Dr. Bernardo Houssay, máxima autoridad del Consejo Nacional de  Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) recibió oficialmente en Buenos Aires al motovelero  “El Austral”, tras finalizar su traslado a nuestro país con tripulación de la Armada Argentina desde Boston en los Estados Unidos.

Gentileza de: Woods Hole Oceanographic Institution

Comenzaba un nuevo ciclo en la vida del histórico buque oceanográfico, que por especial convenio entre su propietario original, el Woods Hole Oceanographic Institution pasó a la bandera argentina tras haber acumulado, hasta entonces, más de 200 campañas científicas y sumando 1300000 millas náuticas desde su puesta en servicio en 1931.

El  “Dr. Bernardo Houssay", ex “El Austral”, ex "Atlantis" es el buque de investigación científica que más millas ha navegado en el mundo y que se encuentra a flote.

El WHOI decidió construir el motovelero en los astilleros Burmeisters & Wain de Copenhage, Dinamarca, por entender que se trataba de un astillero especializado en la realización de buques y embarcaciones de afamado renombre internacional y capaz de construir un motovelero doble proa con características muy especiales.

El "Atlantis" fue botado en 1930 y arríbó a su puerto de asiento en Boston, el 26 de agosto de 1931.

Gentileza de: Becquer Casaballe

Su costo fue de unos 300.000 dólares, provenientes de  la generosa donación inicial de la Fundación Rockefeller.

Fue, hasta su amarre, el buque representativo del WHOI y de hecho su sucesor, "Atlantis II", recuerda el nombre del primigenio y conservan su silueta como isologo del instituto en sus documentos y elementos de comunicación visual.

A bordo del "Atlantis" navegaron entre otros, los premios Nobel de Medicina,  el danés August Krogh (1920) y el ucraniano Selman A. Waksman (1952).

El "Atlantis", entre otros antecedentes, fue el buque que sirvió de plataforma para poder determinar la teoría de deriva de los continentes, quizás uno de los mayores logros científicos de la primera mitad del siglo XX.

Los Estados Unidos de América, a través de la NASA, rindió un justo homenaje a varios buques de investigación bautizando con sus nombres a los “shuttles” o  lanzaderas espaciales.

No es casual que la primera de ellas recibiera el nombre de "Columbia" y  la cuarta fuera bautizada "Atlantis" la que realizó su primera misión el 3 de octubre de 1985 al lanzar al espacio dos satélites militares de comunicaciones.

La historia prueba que el espacio y el mar, esos dos grandes desconocidos, están hoy unidos por el nombre de los vehículos que intentaron robarle sus secretos...

Gentileza de: Becquer Casaballe

El "Atlantis", luego "El Austral" y hoy el 'Dr. Bernardo Houssay", son símbolos de la investigación mundial y del esfuerzo humano que merece ser preservado en nuestras aguas con adecuado marco.

No hacerlo, significará desaprovechar una magnífica oportunidad, teniendo especialmente en cuenta que en estos tiempos ha sido rebautizado con el nombre del insigne científico argentino ganador del Nobel de Medicina de 1947 por su aporte a la ciencia y luego  creador y primer presidente del CONICET.

Por ello, la Prefectura Naval Argentina, en su carácter de actual armador y con el objeto de mantener en alto las velas y tareas científicas de este viejo "sabio del mar”, se encuentra abocada a lograr su total restauración, consiguiendo el apoyo de todos los que comparten este desafío.

Procuramos la cooperación recíproca entre organismos de investigaciones científicas y técnicas y la Prefectura Naval para la promoción y desarrollo de tareas afines a las ciencias del mar.

Con los medios económicos apropiados se facilitará la formación de recursos humanos de universidades e institutos afines con decidida vocación por la investigación en el mar, y el adecuado acceso a la práctica directa de las técnicas, ciencias, adaptación a la vida y a las artes del mar, para estudiantes o aprendices y personal propio de la PNA.

Última actualización del sitio web:

Accesos directos
PREFECTURA NAVAL ARGENTINA - (+5411) 4318-7400 | Av. Eduardo Madero 235 | C1106ACC | Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Argentina